Modalidades o variantes

En el poker hay una enorme cantidad de variantes, la mayoría de ellas desarrolladas a principio de los años 90. Encontramos todo tipo de nombres, desde el poker anaconda, Chicago, pineaple, indio, Cincinnati hasta el strip poker. Han permanecido los más populares y entre ellos la reina de la corona: el poker Texas hold’em. Después los más jugados son el Omaha y el 5-draw, que es el poker clásico o cubierto.

PostHeaderIconEl Texas Hold’em

Es muy simple de jugar. Cada jugador recibe dos cartas cubiertas que sólo él conoce. A continuación se reparten cinco cartas comunes y descubiertas que cada jugador puede combinar en su jugada.

Los jugadores tienen que combinar una jugada de 5 cartas utilizando sus dos cartas cubiertas y las 5 cartas comunes.

Cómo se juega al Texas Hold’em

PostHeaderIconOmaha

El Omaha es casi igual que el Texas Hold’em, pero aquí recibes cuatro cartas cubiertas. El resto del juego es exactamente igual con la diferencia de que obligatoriamente debes utilizar 2 de tus 4 cartas. Como en esta variante se combinan más cartas, es mucho más fácil ligar manos buenas, tanto para tí como para tus contrincantes. Procura tener autocontrol con el dinero que tienes para jugar a Omaha ya que puedes ganar mucho dinero rápido pero también puedes perderlo en un momento.

PostHeaderIcon5-draw

Modalidad también llamada “Poker Cubierto”. Es el póker clásico, consta de cinco cartas tapadas para cada jugador y un descarte de máximo cuatro de ellas. Te reparten cinco cartas cubiertas y se realiza una ronda de apuestas. Una vez igualadas cada jugador puede cambiar las cartas que quiera. Realizados todos los cambios se pasa a la segunda y última ronda de apuestas. Como siempre la mejor combinación gana. La estrategia es más sencilla, sólo tienes que mirar cuántas cartas cambian el resto de jugadores y recordar que ellos te estarán observando también a ti.

Seguir leyendo: “Cómo se juega al poker”

¿Ya te sientes suficientemente preparado/a?
¡Jugar ahora!

¡Déjanos tus comentarios!